Perros de asistencia: ¿Qué son?, tipos, adiestramiento y más

 

En la actualidad, son más los canes que sirven como perros de asistencia. Además
de excelentes compañeros y fieles amigos, los perros también son excepcionales a la
hora de poder servir a aquellas personas que poseen alguna discapacidad, ya sea leve
o moderada. Hoy aprenderemos sobre esta hermosa labor canina.

¿Qué es un perro de asistencia?

Los perros de asistencia son aquellos que han sido entrenados justamente para
ofrecer apoyo a aquellas personas que padecen alguna discapacidad. Estos canes,
deberán pasar por un período de entrenamiento que durará entre 8 y 10 meses.
Luego de ello, entran en un período de adaptación para ver si son aptos para poder
servir a un dueño con cierta discapacidad, por lo que, podemos decir que su período
de entrenamiento completo durará aproximadamente un año.

Por lo general, las razas de perro más usadas para este tipo de labores son el
Labrador Retriever y el Golden Retriever, esto por ser animales que tienen un
carácter bastante dócil, afable y muy receptivo. Estas dos razas son las más
empleadas dentro de estos programas de asistencia en el mundo entero, tanto para
ser perros guías en la categoría de perros de servicio o como perros de terapia.

Los trabajos que estos perros de asistencia pueden hacer son: guiar a personas con
alguna discapacidad visual, ayudar a las personas con alguna discapacidad física ya
sea tomar objetos que se hayan caído del suelo, mover de la silla de ruedas, avisar
que algo sucede a aquellas personas con discapacidad auditiva, mejorar la forma de
interacción que tienen los niños con autismo, etc.

Estas son algunas de las tareas que estos amigos caninos pueden hacer, aunque la
más destacada siempre será la de ser compañeros, un gran apoyo y traer alegría a la
vida de su dueño.

Tipos de perros de asistencia

Si bien, los perros de asistencia cumplen con una gran diversidad de tareas, la
mayoría de las mismas se encuentran ubicadas dentro de las tres categorías que
mencionaremos a continuación:
Perros de servicio
Son todos aquellos perros que han sido preparados para la realización de tareas
específicas, es decir, que estos ayudan a personas con algún tipo de discapacidad o

problema específico, este puede ser mental, físico o nervioso, con el fin de poder
hacer que su día a día sea mucho más sencillo y ameno.

Dentro de esta clasificación podemos encontrar a los perros guías, los perros que
jalan de una silla de rueda para movilizar a sus dueños, aquellos que deben dar aviso
de que algo ocurre a personas con discapacidad auditiva, los perros que pueden abrir
cualquier tipo de puertas (de la casa, habitaciones, refrigeradores), recoger objetos
que se han caído al suelo y su dueño no puede alcanzar y los perros de asistencia
médica.

Estos últimos son aquellos que, pueden detectar cuando su dueño se
encuentra a punto de sufrir algún mal físico, como una convulsión o ataque de
ansiedad.

 

Perros de terapia

Los perros de terapia o perros terapeutas, son aquellos que han sido preparados y
educados para ejercer dentro de instituciones, ya sean escuelas, hospitales, asilos u
orfanatos, con la finalidad de brindar tratamiento y apoyo a nivel emocional a todas
aquellas personas que se encuentren dentro del recinto.

Una de las principales características que debe tener este tipo de perros es que, el
mismo, debe tener una personalidad dulce, tranquila y que su comportamiento sea
intachable, además de eso, que tengan una disposición a ser sociables, no solo con el
ser humano, sino también con otros animales que puedan encontrar dentro o fuera de
aquel lugar.

Lo perros de terapia deben tener la capacidad de interactuar con varias personas en
un mismo momento, contrario a lo que hace un perro de servicio, el cual solo está
entrenado para prestar ayuda a una persona a la vez, es decir, solamente a su dueño.

Perros de soporte o de apoyo emocional

Esta clasificación no tiene demasiado tiempo, pues es algo que ha surgido
oficialmente desde hace poco. Los perros que se encuentran dentro de esta categoría,
son aquellos que brindan un apoyo emocional a sus dueños.

Es decir, tienen la
capacidad de poder ayudar a sus dueños cuando estos tienen episodios de miedo,
soledad, angustia, inseguridad, depresión o cualquier otro padecimiento del tipo
psicológico que afecte de una u otra manera su vida diaria.

A diferencia de los perros psiquiátricos, que son perros de servicio que prestan
ayuda a dueños con traumas post-traumáticos o con ataques de ansiedad, los perros
de apoyo emocional no se encuentran entrenados para realizar algo por sus dueños,
estos solo tienen la tarea de con su sola presencia, poder brindar seguridad,
confianza y tranquilidad al ser humano.

 

Estos perros al no estar dentro de la categoría de perros de servicio, ya que no
prestan aún tipo de ayuda específica, no poseen los mismos beneficios que tienen los
de servicio, como entrar en tiendas, centros comerciales e incluso restaurantes. Sin
embargo, actualmente, estos pueden volar en cabina junto a sus dueños, claro, si
cumplen con los requisitos impuestos por la aerolínea.

Adiestramiento de los perros de asistencia

El paso que se debe cumplir para el adiestramiento de un perro de asistencia es el
siguiente:

– Los cachorros son destetados y separados de su madre una vez cumplidos los
2 o 3 meses de vida.
– Una vez separados de su madre, los cachorros pasan a formar parte de una
familia de acogida, la cual se encargará de criar al cachorro, asegurarse de
que sea sociable, que sea seguro de sí mismo y que sea capaz de enfrentar
situaciones que para otros perros puedan serestresantes, pero que al mismo no
le afecten.
– Cuando el perro ya ha crecido y aprendido los necesario, se comienza con el
adiestramiento especializado.
– Cuando el adiestramiento termine por completo, el canino tendrá
aproximadamente 2 años de vida, es allí cuando le es entregado a su dueño, al
cual deberá asistir de manera eficiente e incondicional.
– En un comienzo, los adiestradores y miembros de las organizaciones de
perros de asistencia harán un seguimiento al perro y a su nuevo dueño, una
vez que se aseguran de que todo marcha bien, estas revisiones y visitas
comienzan a ir disminuyendo hasta que no son necesarias en su totalidad.

Deja un comentario